5 buenos motivos para visitar la Cité internationale de la langue française

Inspiración

Altos de FranciaCultura & PatrimonioPueblos & Campiña

El Castillo de Villers-Cotterêts, en Altos de Francia, acoge desde noviembre de 2023 la Cité internationale de la langue française.
© Benjamin Gavaudo / CMN - El Castillo de Villers-Cotterêts, en Altos de Francia, acoge desde noviembre de 2023 la Cité internationale de la langue française.

Tiempo de lectura: 0 minPublicado el 30 octubre 2023, actualizado el 3 junio 2024

¿Visitar otro castillo en Francia? Sí, pero no un castillo cualquiera. Fortaleza de los duques de Orleans, el Castillo de Villers-Cotterêts ha sido renovado bajo la égida del Centro de Monumentos Nacionales y transformado en un lugar cultural único: la Cité Internationale de la Langue Française (Ciudad Internacional de la Lengua Francesa). Enclavado en el marco de un bosque excepcional al norte de París, cuna de plumas célebres de la literatura francesa, este lugar de descubrimiento y aprendizaje ofrece un fascinante viaje visual y sonoro al corazón de una lengua que no cesa de renovarse, ¡desde el cine hasta el rap! Abierto al público desde el 1 de noviembre de 2023.

Jugar con las palabras

El recorrido de la visita de la Cité internationale de la langue française permite divertirse con las palabras descubriendo la diversidad y los orígenes de las palabras.
© Didier Plowy / CMN - El recorrido de la visita de la Cité internationale de la langue française permite divertirse con las palabras descubriendo la diversidad y los orígenes de las palabras.

La exposición permanente de la Cité internationale de la langue française es una aventura lúdica, compuesta por unos 150 objetos, documentos y obras de arte y unas sesenta disposivos interactivos repartidos en 15 salas, que llevan al visitante al corazón de la infinita riqueza del idioma global que es el francés. Los visitantes pueden descubrir los "mots-valises" (palabras-maletas) de Stromae mientras escuchan sus canciones, contemplar el viaje de ciertas palabras al francés a través de una proyección de 360° en el interior de una cúpula, escuchar al rey Francisco I o a Juana de Arco, y encontrar el libro perfecto en una "biblioteca mágica"... Pequeños y mayores pueden incluso competir en un panel gigante de mezcla de palabras, y divertirse comparando las variaciones regionales de los nombres: ¡se dice pain au chocolat en París y chocolatine en el barrio suroeste de Francia! Por cierto, ¿sabes por qué el Castillo de Villers-Cotterêts está tan ligado al idioma francés? Fue aquí donde, en 1539, el rey Francisco I firmó el decreto que otorgaba carácter oficial al francés en detrimento del latín. ¿Sabrías descifrar el texto expuesto en la última sala de la visita?

Admirar un patrimonio arquitectónico único

En el corazón de la Cité internationale de la langue française, varias joyas arquitectónicas del antiguo Castillo de Villers Cotterêts esperan a ser descubiertas, entre ellas la capilla real restaurada.
© Benjamin Gavaudo / Centre des Monuments Nationaux - En el corazón de la Cité internationale de la langue française, varias joyas arquitectónicas del antiguo Castillo de Villers Cotterêts esperan a ser descubiertas, entre ellas la capilla real restaurada.

Pabellón de caza en el momento de su construcción (1532), bajo el reinado de Francisco I, y más tarde feudo de los duques de Orleans, este castillo, apreciado por los reyes de Francia, revela hoy una decoración de valor incalculable, típica del primer Renacimiento francés. Esculturas, ventanas ajimezadas, torres defensivas heredadas de la Edad Media... Las colosales obras de renovación llevadas a cabo durante cinco años han devuelto todo su lustre a esta importante residencia de la historia de Francia. Entre los tesoros arquitectónicos de esta morada real, no te pierdas la gran escalera "del rey", rematada con artesonados decorados con esculturas de salamandras, follajes y flores de lis, y la capilla de San Nicolás, de influencia italiana, con sus abundantes cabezas de putti (ángeles) alados, cuernos de la abundancia, guirnaldas y lazos.

Asistir a un espectáculo en directo bajo el gran techo de cristal

La gran cubierta acristalada de la Cité internationale de la langue française acoge diversos espectáculos.
© Benjamin Gavaudo / CMN - La gran cubierta acristalada de la Cité internationale de la langue française acoge diversos espectáculos.

El espacio vital de la Cité internationale de la langue française, el patio del Jeu de Paume, se ha transformado en un espectacular atrio. A 10 metros de altura, un inmenso techo de cristal con una malla en forma de rombo, que recuerda los motivos renacentistas, crea un "cielo léxico" en el que cuelga una increíble variedad de palabras, desde argot hasta expresiones regionales y formas más literarias. Es un tesoro que se puede admirar día y noche, no sólo durante la visita, sino también durante los espectáculos. Literatura, artes escénicas, artes visuales, arte digital... ¡la oferta cultural es tan rica como la propia lengua francesa!

Explorar una tierra de grandes escritores de la lengua francesa

Estatua de Alejandro Dumas en Villers-Cotterêts, en la región de Altos de Francia, cerca de la Cité internationale de la langue française.
© Bruno Bleu / Adobe Stock - Estatua de Alejandro Dumas en Villers-Cotterêts, en la región de Altos de Francia, cerca de la Cité internationale de la langue française.

El escritor Alejandro Dumas, uno de los grandes exponentes de la literatura francesa, así como Jean de La Fontaine, universalmente conocido por sus fábulas, Jean Racine, gran autor de teatro clásico, y Paul Claudel, poeta, escritor y hombre de teatro... Todas estas figuras de la lengua francesa tienen algo en común: ¡nacieron y a menudo crecieron en la región de Villers-Cotterêts, en Altos de Francia! Un lugar ideal para explorar sus mundos literarios. A dos pasos del Castillo de Villers-Cotterêts, podrás visitar el Museo Alexandre Dumas, donde flota en el aire el recuerdo del prolífico autor de Los tres mosqueteros y El conde de Montecristo, y en La Ferté-Milon, el Museo Racine, que lleva el sello de la Maison des Illustres, donde el dramaturgo pasó su infancia. También puedes visitar el Museo Jean de La Fontaine en Château-Thierry, ubicado en la mansión donde nació (reabrirá en 2024), y la casa de Camille y Paul Claudel, donde el escritor y el escultor dieron sus primeros pasos artísticos.

Respirar aire puro en un entorno natural

Cerca de la Cité internationale de la langue française, el bosque de Retz, clasificado como Bosque de Excepción, es ideal para pasear por la naturaleza.
© OT Retz-en-Valois - Cerca de la Cité internationale de la langue française, el bosque de Retz, clasificado como Bosque de Excepción, es ideal para pasear por la naturaleza.

El escritor Alejandro Dumas elogiaba "las hermosas hayas de cáscara pulida y plateada" y los "hermosos robles de corteza oscura y rugosa". Después de un baño cultural, podrás darte un gran baño de naturaleza en los terrenos del Castillo de Villers-Cotterêts y el vecino bosque de Retz, clasificado como bosque de excepción, una distinción que sólo comparten 15 bosques en Francia. A pie, a caballo o en bicicleta, podrás explorar sus 13.000 hectáreas en busca de los árboles más notables: ¡se dice que uno de los robles más viejos tiene 365 años! Hay una docena de rutas de senderismo, entre ellas un paseo literario de 14 kilómetros en compañía de Catherine Blum, la heroína de la novela homónima de Alejandro Dumas, considerada la primera novela negra francesa. Próximamente, una ruta ciclista de 30 kilómetros unirá también el bosque de Retz con el Castillo de Pierrefonds, restaurado en el siglo XIX por el célebre arquitecto Viollet-Le-Duc, y el Castillo de Compiègne, joya del neoclasicismo francés. La Cité internationale de la langue française es también una etapa de la Ruta europea de Artagnan, primera ruta cultural ecuestre de Europa: sigue los pasos del célebre mosquetero imaginado por Alejandro Dumas.


Información práctica: Todos los contenidos de la visita a la Cité internationale de la langue française están disponibles en francés, inglés y alemán. También está disponible una aplicación en español, italiano, neerlandés, árabe y chino, así como en lengua de signos francesa.

Cómo venir: En tren: 45 minutos en tren regional (TER) desde la estación du Nord en París.

Para saber más:

A leer también:

Por Anne-Claire Delorme

Periodista y viajera.

Ver más