6 actividades para vivir la montaña de forma diferente este invierno

Para unas vacaciones fuera de lo común, las estaciones francesas ofrecen toda una gama de actividades originales para aprovechar al máximo las ventajas de la montaña. Por el aire, por tierra e incluso dentro de la montaña, aquí tiene 6 ideas para disfrutar de los macizos franceses de una forma diferente este invierno.

Un paso al vacío en Morzine

Un poco de adrenalina y mucho de contemplación: para sentir la inmensidad de los Alpes, ven al Pas de l'Aigle, en Morzine. A 2.019 metros de altitud, esta pasarela ofrece un panorama de 360° con vistas al Mont Blanc y hasta el lago Lemán. Un gran soplo de aire fresco para contemplar las montañas hasta donde alcanza la vista a tu izquierda, a tu derecha, ¡e incluso bajo tus pies!

Tirolina por encima de las pistas de Val Thorens

Tras la apertura de la tirolina más alta de Europa, Val Thorens vuelve con una nueva e innovadora experiencia de vuelo en el corazón de la estación. Bien sujeto por un arnés y con los esquís a la espalda, emprende un vuelo de 1.600 metros de longitud, a 65 metros por encima de las pistas. Comienza en la parte superior del telesilla Moutière y llega al suelo en la Place Caron. La tirolina es accesible para esquiadores y peatones y alcanza una velocidad media de 75 km/h.

Explorar las entrañas de la montaña en Dévoluy

En los Altos Alpes, ¡sumérgete en la montaña! Es en Dévoluy donde se ha inaugurado recientemente el recorrido de vía souterrata "Cathédrale": mezcla de vía ferrata y espeleología, esta actividad puede practicarse incluso en invierno, ya que aquí la temperatura ronda los 12°... ¡todo el año! Para evolucionar en las mejores condiciones y con el equipo necesario, se recomienda encarecidamente acudir a un profesional.

Prueba el yoga en la nieve en Pralognan-la-Vanoise

Entre todas las prácticas de yoga que existen, merece la pena descubrir ésta durante una estancia en la montaña: el Toumo yoga, que procede directamente de las altas mesetas del Himalaya, consiste en reactivar el fuego interior a través del frío. Para ello, tu sesión de meditación tendrá lugar al aire libre, rodeado de montañas, y terminará con una inmersión en la nieve o en un baño frío. ¡Una reactivación total que sólo puede experimentarse en la montaña!

Pedalea por las pistas en una Fat Bike

¿Conoces este nuevo tipo de bicicletas, equipadas con neumáticos XXL? Las Fat Bikes tienen tanto éxito que se pueden probar en muchas estaciones (Alpe d'Huez, Saisies (Enlace externo) y Val d'Isère (Enlace externo) , Serre Chevalier Vallée Briançon (Enlace externo) por citar sólo algunas). Accesible para todos los niveles, la actividad te permitirá disfrutar de unas vistas sublimes y pedalear con toda sencillez gracias a los neumáticos que se adhieren fácilmente a la nieve. El descenso suele realizarse por las pistas cuando están cerradas para tener espacio suficiente para la diversión.

Visitar Tignes en raquetas de nieve

Para explorar Tignes fuera de los caminos frecuentados, nada como calzarse las raquetas de nieve para dar un paseo fuera del tiempo. Acompañado por un guía, sal a explorar la inmensidad blanca de la nieve fresca, intacta de huellas, acércate a rebecos e íbices y disfruta del silencio único de las montañas.