Museo de las Confluencias en Lyon, la historia del Hombre

Inspiración

LyonCultura & Patrimonio

Musée des Confluences / Quentin Lafont
© Musée des Confluences / Quentin Lafont

Tiempo de lectura: 0 minPublicado el 1 junio 2018

Nube de cristal hecha de vidrio, de hormigón y de acero inoxidable, esta inmensa estructura futurista, situada en la confluencia entre el Ródano y el Saône en Lyón, está a la altura de un ambicioso proyecto: ofrecer a todos las claves para comprender la complejidad de nuestro mundo.

Contar cómo es el Hombre

Este museo cuenta con más de 2 millones de objetos reunidos sobre el periodo que va desde el siglo XVI hasta nuestros días.

¿La mayor atracción del museo? Dos esqueletos de dinosaurio, completos en un 80%, que encantarán a los visitantes deseosos de comprender la vida en la Tierra.

Dirigido a un amplio público

De forma más general, 3.000 piezas serán presentadas en cuatro exposiciones permanentes:

  • Orígenes, las historias del mundo
  • Especies, la malla de la vida
  • Sociedades, el teatro de la humanidad
  • Eternidades: visiones del más allá
  • Galería Guimet (obras donadas al mueseo)

Meteoritos, amonitas, aves de Cochinchina, esculturas senufo, mandíbula de Homo Sapiens, armaduras de samurái... Todas las piezas presentadas en el istmo entre los ríos Ródano y Saône muestran una mirada inédita de la aventura humana, desde sus orígenes hasta nuestros días.

Todo permitirá atraer a un público muy amplio interesado por las ciencias y técnicas, la arqueología, la etnología...

Base de cristal y nube

Desde un punto de vista arquitectónico, este museo está a la altura de sus ambiciones: un suelo de vidrio se destaca en el corazón del edificio.

El suelo duro, que puede soportar una carga importante, aflora a 15 metros de la superficie.

De la estructura, que se refleja en las aguas donde confluyen el Ródano y el Saône, dos bloques emergen claramente:

  • El “cristal”, al norte, donde se encuentra la entrada principal, acristalada, clara y monumental;
  • La “nube”, cuerpo principal, formado por 8 salas de exposición opacas.

Vivir la experiencia

En el interior, aparte de los espacios para exposiciones permanentes que se extienden a lo largo de 3.000 m2, unas superficies dedicadas a la presentación de exposiciones temporales, talleres, espacios digitales y experimentales (más dos auditorios de 328 y 121 plazas) completan la oferta de este museo orientada a ofrecer una verdadera experiencia.

¿Un poco de hambre? Los servicios de restauración están a la altura del lugar: En la planta baja La Brasserie des Confluences y en la terraza Le Comptoir gourmand.

Por France.fr

El equipo editorial de France.fr sigue de cerca las tendencias y noticias del destino para mostrarte una Francia que innova y renueva sus tradiciones. Nuestra pasión es contar historias y descubrir los talentos que te inspirarán a explorar nuestros territorios.

Ver más